Los mejores sitios para correr en Barcelona

Unas vacaciones de relax y desconexión no tienen por qué estar reñidas con el ejercicio físico. Si quieres disfrutar de una ciudad en la que aparcar el estrés, pero sin renunciar a tu entrenamiento diario, te gustará saber que la capital catalana se ha convertido en el destino perfecto para los runners. ¿No te lo crees? En ese caso, te invitamos a descubrir los mejores sitios para salir a correr en Barcelona.

Como podrás ver, algunos de estos lugares se encuentran muy cerca de los apartamentos en la playa de Barcelona, para que no tengas que preocuparte de tomar el transporte público y puedas concentrarte únicamente en medirte con el asfalto. ¿Preparado/a?

Parque Natural de Collserola

Abrimos esta lista de los mejores sitios para salir a correr en Barcelona con el mayor pulmón verde de la Ciudad Condal: el Parque Natural de Collserola. Poseedor de una superficie de más de 10.000 hectáreas y situado entre los ríos Besòs y Llobregat, este paraíso para los aficionados al deporte se halla a tan solo 15 minutos del centro de Barcelona y está considerado como uno de los mayores parques urbanos de Europa. En 2010, fue elevado a la categoría de Parque Natural y hoy es uno de los rincones más recomendables para disfrutar de una ruta de trail.

Sus numerosos senderos están salpicados de masías, fuentes y ermitas, así como de algunos monumentos de interés. Entre ellos, cabe referirse a la torre de Collserola, diseñada por Norman Foster con motivo de los Juegos Olímpicos de Barcelona de 1992, o el Parque de Atracciones del Tibidabo, situado en la montaña homónima. Este monte mide 512 m de altitud, por lo que es el techo de la capital catalana. Además, no hay que perder de vista que este remanso de paz ofrece unas vistas de excepción.

Para llegar a Collserola, puedes tomar la L7 de los Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) hasta la estación de Avinguda Tibidabo y, tras subir a pie por esta avenida, tomar el funicular al Tibidabo. Otra opción es escoger las líneas S1 o S2 de estos trenes hasta la parada de Baixador de Vallvidrera.

Carretera de les Aigües

Puerta de acceso a Collserola, la carretera de les Aigües podría estar sin problemas en la lista de los mejores miradores de Barcelona, gracias a las espectaculares vistas sobre el skyline barcelonés y el Mediterráneo. Esta arteria tiene una longitud total de unos 20 km, aproximadamente, que empiezan en la carretera de la Arrabassada y concluyen en la plaza de Mireia, en el término municipal de Esplugues de Llobregat. El origen de su nombre tiene que ver con la historia del lugar, ya que por allí discurría en el pasado un conducto de distribución de agua.

Para llegar a la carretera de les Aigües en tren, baja en la parada de Peu del Funicular (líneas S1 o S2 de los FGC) y, desde allí, toma el funicular de Vallvidrera hasta la parada de carretera de les Aigües (si utilizas un título de transporte integrado, no tendrás que pagar dos veces). Si te desplazas en coche, ve por la BV-1465, carretera de Sarrià a Vallvidrera —durante unos 2,5 km desde la ronda B-20— hasta encontrar el paso elevado de la pasarela metálica.

La montaña de Montjuïc

Junto con el Tibidabo, Montjuïc —cuyo nombre significa ‘monte de los judíos’, por la presencia en la zona de un antiguo cementerio hebraico— es una de las dos montañas más icónicas de Barcelona. Situada a 173 m sobre el nivel del mar, Montjuic brinda una panorámica de postal sobre Collserola, el puerto y la ciudad. Entre sus mejores puntos de observación, conviene referirse al castillo de Montjuïc y al mirador del Migdia, separado de la avenida del Paral·lel por un desnivel de 200 m. Además, durante tu sesión de entramiento también te toparás con escaleras —ideales para tu rutina GAP— y lugares en los que sentarte a descansar, como los jardines de Mossèn Costa i Llobera o el jardín botánico.

Para llegar a la plaza de Espanya en transporte público, puedes tomar las líneas L1 y L3 de metro, así como la L8 de FGC y bajar en la parada del mismo nombre. Puedes empezar tu sesión de running desde allí mismo, corriendo por la avenida de Maria Cristina, o bien tomar un bus de la línea 150, que te llevará hasta la zona de la anilla olímpica. Además, hay muchos autobuses que llevan a plaza de España (consulta el sitio web Quiero ir de TMB para conocerlos).

Parque del Guinardó

Dentro de los mejores sitios para correr en Barcelona, este es uno de los menos concurridos y más espectaculares. Enmarcado en el distrito de Horta-Guinardó, este espacio verde la capital catalana cuenta con una estupenda ruta de unos 7 km por los llamados Tres Turons (‘tres colinas’): el Carmel, la Rovira y la Creueta del Coll. Aunque el nivel de dificultad es medio alto, te aseguramos que vale la pena. Comienza tu entramiento en la plaza de Sanllehy y toma la calle de Ramiro de Maeztu, que después se convierte en carretera del Carmel. ¡Aquí empieza la ascensión! Pasarás frente a las instalaciones del Club Natació Catalunya, una de las entradas del Park Güell, la Creueta del Coll y el Turó de la Rovira, donde aún se conservan unas baterías antiaéreas de la Guerra Civil. Por último, baja por el parque del Guinardó y… ¡disfruta del paisaje!

Para llegar a la plaza de Sanllehy, elige un autobús de las líneas 24, D40 o 92. También puedes bajar en la parada de metro de Guinardó | Hospital de Sant Pau (L4), aunque la distancia a pie desde allí es considerable.

Park Güell

Una de las grandes obras de Gaudí en Barcelona es también territorio runner. Hablamos del Park Güell (o parque Güell), una ciudad jardín inconclusa que forma parte del Patrimonio de la Humanidad en Barcelona desde 1984. Construido entre 1900 y 1914 por deseo del industrial Eusebi Güell, el gran mecenas de Gaudí, fue inaugurado como parque público en 1926. Aunque la zona monumental —donde se hallan la sala hipóstila y la archiconocida salamandra de trencadís— es de pago, este espacio verde tiene una zona de libre acceso. Allí te aguardan escalones, viaductos y desniveles para que te pongas en forma durante tus vacaciones en Barcelona.

Para llegar al Park Güell, toma el metro hasta las paradas de Lesseps o Vallcarca (L3), o bien los buses de las líneas H6 y D40. También pasan por allí los dos operadores del bus turístico (aunque esta alternativa es bastante cara si lo que nos apetece es entrenarnos, ¿verdad?).

Parque de Can Dragó

Situado en el distro de Nou Barris, este parque cuenta con 118.600 m2 de extensión, lo que equivale a tres manzanas de casas. Además de contar con diversos senderos para correr, el lugar también dispone de un campo de fútbol, un campo de golf, pistas de atletismo y una de las mejores piscinas al aire libre en BarcelonaJusto al lado, hay un centro comercial y de ocio con salas de cine, tiendas y restaurantes.

La forma más rápida de llegar a Can Dragó es tomando el metro hasta la parada de Fabra i Puig (L1), el tren de Rodalies Renfe hasta Sant Andreu Arenal o los buses de las líneas A4, 62 o H6.

Parque de la Ciutadella

Inspirado en los jardines de Luxemburgo de París y construido sobre una antigua ciudadela militar del siglo XVIII, este parque es una delicia para cualquier runner. Durante tu recorrido, disfrutarás de una imponente fuente monumental, un lago en el que es posible dar un paseo en barca, la escultura de un mamut a tamaño natural, el Parlamento de Cataluña, una iglesia castrense, el zoo de Barcelona y otros muchos reclamos. Todo ello sin olvidar un sinfín de plantas y árboles, como el pino australiano, el laurel o la magnolia.

Para llegar al parque de la Ciutadella, toma el metro (L1) o el tren de Rodalies Renfe, en ambos casos hasta la parada de Arc de Triomf. También está cerca de la estación de Francia, de trenes de larga distancia; el metro de L4 (paradas de Barceloneta o Ciutadella-Vila Olímpica) y los buses de las líneas H4 y H16.

Parque de Joan Miró

Un total de 4,71 hectáreas esperan a los corredores para descargar adrenalina. Este espacio verde de la Esquerra de l’Eixample fue inaugurado el 12 de mayo de 1983 sobre los terrenos del antiguo matadero de Barcelona (de ahí que durante muchos años se le conociera como parque de l’Escorxador, que significa ‘matadero’ en catalán). Además de correr a tus anchas, podrás tomar un refresco en un agradable bar al aire libre, disfrutar de un libro en la biblioteca pública Joan Miró, situada sobre un lago, o admirar la escultura Dona i ocell, obra del artista catalán que da nombre al parque.

Para llegar al parque Joan Miró, consulta el punto 3, sobre la montaña de Montjuïc.

Tramo del parque fluvial del Besòs (Ronda Verda)

Este espacio, uno de los grandes milagros de la Barcelona postolímpica, conecta la sierra de Collserola con el frente marítimo y es una buena elección para quienes desean hacer turismo deportivo en Barcelona. En una de las mejores intervenciones urbanísticas de los últimos años, la desembocadura de un río contaminado y anodino dio paso a un espectacular parque fluvial. Sus 115 hectáreas son visitadas a diario no solo por corredores que buscan un circuito de dificultad baja, sino también por ciclistas y familias con niños. Cerca de allí, asimismo, tienes los parques de Can Zam y del Molinet, así como el mismo Parque Fluvial del Besòs.

Está abierto al público todos los días del año: del 21 de marzo al 20 de junio, de las 10:00 h a las 18:00 h; del 21 de junio al 20 de septiembre, de las 10:00 h a las 21:00 h; del 21 de septiembre al 20 de diciembre, de las 10:00 h a las 18:00 h, y del 21 de diciembre al 20 de marzo, de las 10:00 h a las 17:00 h.

Puedes llegar hasta allí en metro bajándote en las paradas de Artigues-Sant Adrià, L2, o La Verneda, L4, o con los autobuses de las líneas B14, B19, B20.

Paseo marítimo de Barcelona

Si te alojas en nuestros apartamentos de vacaciones en Barcelona, tendrás la oportunidad de correr junto al mar por el paseo marítimo de Barcelona. De 5 km de longitud y aspecto californiano, te llevará del parque del Fòrum hasta el rompeolas.

Para saber cómo llegar, echa un vistazo a este artículo sobre las mejores playas de Barcelona, donde se indicará la mejor combinación en función de la zona que desees alcanzar.

Hasta aquí nuestro top-10 de Los mejores sitios para salir a correr en Barcelona. No obstante, si quieres aportar tus sugerencias, no dudes en mandarnos tus comentarios.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Artículos relacionados

Cookies

Esta página utiliza cookies

Leer más